Se nos aproxima el otoño, el invierno, las noches frías.  ¿Cuántas de nosotras comenzamos a buscar el chaleco, los calcetines, el guatero, el pijama de polar?…. ¡¡Muchas!!  y nunca se nos ha ocurrido pensar si el dormir desnuda nos aporta o no beneficios.

Les cuento que se han hecho estudios en Estados Unidos y en Inglaterra sobre si las personas son más o menos felices si eligen dormir bien “vestidas” o desnudas.  No lo van a creer, pero el resultado es que la gran mayoría es mucho más feliz y despierta más contenta si duerme desnuda ya que esto no sólo hace bien a la pareja porque se produce una relación más íntima y cercana sino  que también aporta beneficios al cuerpo y a la mente.

Beneficios de salud debido a que durante el día nuestro cuerpo se estresa y en la noche debe relajarse para conseguir el justo equilibrio y su temperatura baja.  Si nos abrigamos de sobremanera, puede interferir en este proceso de equilibrio  y en ese ambiente cálido se producen o reproducen más las bacterias.  Peor es aún si decidimos dormir abrigados y con ropa ajustada o fabricada con fibras artificiales. 

En el caso de nosotras, es mucho más higiénico que en la zona genital haya flujo de aire, de esa forma se evita, como ya les conté,  que se desarrollen bacterias.

Además, dormir desnuda es saludable para tu piel debido a que demasiado calor durante la noche interrumpe la liberación de melatonina, hormona que combate el envejecimiento en el cuerpo y que regula el sueño y el crecimiento.

Si para dormir tienes una temperatura superior a los 23 grados, tu sueño será interrumpido.   En cambio, al dormir desnuda, tu cuerpo no tendrá tanta temperatura y tendrás un mejor sueño y obviamente un magnífico despertar.

Otra cosa que es súper importante, al dormir desnuda la hormona llamada cortisol que tiene muchos efectos sobre el organismo, entre ellos controla el apetito,   estará más baja por lo tanto vas a evitar la tendencia a comer en exceso o despertar con “antojos”.

Bueno, para las que ya dormimos desnudas, les podemos contar que es mucho más placentero, te hace sentir mejor con tu cuerpo lo que te da más confianza y te sientes más sexy.

¡¡¡¡Vamos, atrévete!!! y deja de lado el pijama de polar.

 

Compartir

Dejar respuesta